miércoles, 12 de septiembre de 2007

Carta para Leta

Manizales, septiembre 10-07


Apreciada Leta:

Desde que viniste a este mundo, por lo que me has contado, no has tenido más que tormentos en el amor….pero, ahora te veo fuerte y menos abrumada por la tristeza. Que la naturaleza del amor no genere en ti impaciencia, por el contrario, trata de estar serena y tranquila y no te pongas a estas alturas a diferenciar entre el deseo y el amor. Que te de lo mismo. (sabio consejo)…

Alguien leyó la carta que me enviaste el pasado agosto 31. En ella, pronuncias casi con severa certeza algo sobre la permanencia del rector en la U., basada en los comentarios de los políticos que fueron a hacer campaña a la vereda, no obstante, no los mencionas. Mucho me gustaría saber de qué políticos salieron esas palabras sobre el sostenimiento e insistencia de que el rector continué.

Leta, parece que se abortó la idea de la consulta, sin embargo, hubo votaciones de planchas para representantes en los diferentes consejos, por ejemplo, para el representante de profesores ante el consejo superior se presentó nada más que una plancha con Marco Tulio Jaramillo y Beatriz Zuluaga como suplente. Hubo descontento por la diversidad de criterios gremiales y en el rigor en los discursos entre Marco y Beatriz; muchos deseaban que Beatriz se presentara con Gloria Beatriz Ríos quien no aceptó porque quiere descansar de estos compromisos para dedicarse a la investigación, a la docencia y a rumbiar -chisme mío-

Para las votaciones se presentó una propuesta por parte de un profesor que creo que a ti no te tocó como colega, él se llama Mario Hernán López quien invitaba al voto en blanco. Se generó mucha polémica al respecto, pero creo que, la base de todos los problemas como lo ha discutido el mismo profesor, inclusive otros, fue la falta de un liderazgo en los gremios y en el desarrollo de las asambleas, como te había comentado en carta anterior.

Querida, no puedes prescindir de la esperanza en esa relación, porque tengo la impresión perfecta de que no es un amante cualquiera. Espero que puedas hablarle sobre tus obras literarias reconocidas no solamente por los críticos, sino también por tus enemigos y eso ya tiene mucho valor. Embriágalo de delicia, muéstrale tu vibrante vida sensual y acepta las alegrías también superficiales.

Me encontré con Fulvio y tiene una apariencia sumamente amarga, no hay duda de que este amigo se encuentra desesperado y vencido por completo. No acepta la vida, sus fuerzas aniquiladas, estaba como en el sopor de la muerte. Creo que, después de compartir muchas, pero muchas horas con él, lo traté muy duramente con el afán de saber su angustia, yo no sabía que hacer fuera de desempeñar el papel de consejera idiota -porque él no escuchaba-, acudí a todos los manuales instructores de las relaciones, de comprensión, y, sabes? El problema era dinero; no ha podido conseguir empleo, preparado y todo, su hoja de vida no ha sido aceptada por su edad (47 años). Ni siquiera pertenece a la tercera edad aún. Indudablemente, éste es un problema social grande porque simultáneamente están en la lucha por el trabajo los recién egresados de la Universidad repartiendo hojas de vida por doquier, bajo la presión familiar puesto que ya los educaron y les exigen actitudes no de estudiantes, sino de profesionales en la vida laboral. Motivo por el cual, muchos terminan vendiendo en un almacen o haciendo turnos en taxis. ¡qué problema¡.

Bueno querida, mi casa está a tu disposición, los amigos también te esperan, inclusive, para variar, seré tu celestina para aquellas canitas necesarias y así puedas comprobar tu amor –qué tal tu método?....

Con afecto, Mónica Lucía

1 comentario:

Anónimo dijo...

Simplemente se me antoja decir que la carta es hermosa.